lunes, 5 de febrero de 2007

LA MINA

Corrían los primeros años 70,en un pequeño pueblo del norte de Extremadura,un hombre descubrió una mina de un mineral de gran valor,el hombre ,tan pronto encontró los primeros indicios,corrió a vociferar a sus vecinos que sus días como labrador estaban contados.La situación empezó a complicarse con las primeras extracciones,el mineral tan solo se encontraba en las capas más superficiales de la finca y desaparecía, para angustia del colono,a poco más de un palmo,para entonces y a los ojos de toda la comarca éste era ya un hombre inmensamente rico.Por aquellos días el minero recibió la visita de un millonario latifundista con una propuesta de compra para la mina,cien millones de pesetas del año 72,en una mano y un permiso para efectuar una extracción que verificara el trato ,en la otra.Cuentan que el agricultor cogió una azada y allí mismo extrajo varias piedras en las que incluso el mineral era visible y animó al terrateniente a que señalara al azar los puntos que quisiera a lo largo y ancho de toda la finca,así lo hizo,y del mismo modo actuó el minero.La satisfacción del comprador fue tal que quiso cerrar el trato en ese mismo momento pero el vendedor,convertido en unos minutos en timador,le indicó que el trato se haría ante notario y que la cantidad sería de doscientos millones.Esa misma noche el millonario recibió una llamada en nombre de una gran multinacional de la energía haciéndole una oferta por doscientos cincuenta millones,el señorito rechazó la oferta y corrió a agradecer al minero que hubiese respetado el trato.A la mañana siguiente pese a que hubo quien intentó disuadir al comprador la transacción se realizó según lo convenido.
Hoy me enterado que una dehesa propiedad de una entidad bancaria es fruto del embargo contra el timado que no pudo hacer frente a los pagos de los doscientos kilos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

raul rodriguez el parabrisas pretende ser una ventana al mundo de un viajero fugaz,de alguien que esta en muchos sitios durante muy poco tiempo,alguien que se nutre tan solo de pequeños retales de conversacion,de pequeñisimos fragmentos de la vida de la gente,que en conjunto pueden mostrar una particular idea del mundo